fbpx
hilos tensores, Suturas de sustentación e hilos de bioestimulación, Cliniderma 🥇

SUTURAS DE SUSTENTACIÓN

Dermatología avanzada en manos expertas

CONOCE MÁS SOBRE LAS SUTURAS DE SUSTETANCIÓN E HILOS DE BIOESTIMULACIÓN

Consiste en el uso de suturas e hilos que permiten dar sustentación y tensión a la piel y mejorar las arrugas y surcos. Utilizamos materiales biocompatibles y bioestimulantes, es decir, el cuerpo nunca los va a reconocer como algo extraño, incluso inducen la formación natural de colágeno y elastina. En Cliniderma nuestros médicos dermatólogos cuentan con el entrenamiento en las últimas técnicas de colocación de estos materiales.

¿QUÉ TRATAMOS CON LAS SUTURAS DE
SUSTENTACIÓN E HILOS DE BIOESTIMULACIÓN

PREGUNTAS FRECUENTES

Los hilos tensores son unos filamentos del grosor de un cabello compuestos por sustancias, sintéticas, estériles, reabsorbibles y totalmente biocompatible, por lo que no produce alergias ni rechazo.

La pérdida de volumen y la flacidez de la piel de la cara acompañan al envejecimiento natural de las personas. Estos materiales nos permiten reposicionar el volumen y la piel de las personas que comienzan a notar estos cambios.

Es posible gracias a la revolucionaria técnica de los ‘hilos mágicos’ o hilos tensores. Estos hilos se aplican mediante pequeñas incisiones en puntos estratégicos del rostro. A través de unas agujas especiales se fijan en la piel y se tensan hasta recolocar los tejidos flácidos a su sitio natural.

Los resultados de los hilos tensores suelen durar entre 12 y 18 meses aunque los hilos en sí se reabsorben a los seis u ocho meses del tratamiento. Esto también va a depender del tipo de piel del paciente y de su predisposición genética.

Tener una infección activa o una enfermedad descompensada en el momento del procedimiento.  Pacientes anticoagulados o la presencia de algunos materiales de relleno previos en sitios de aplicación. Todo esto se discutirá con el médico dermatólogo en el momento de la valoración.

Los hilos tensores están indicados a partir de los 30 años, ante los primeros signos de flacidez o bien como tratamiento preventivo de la laxitud cutánea. Pueden aplicarse en la cara, cuello y cuerpo. El objetivo es reafirmar la piel y mejorar la flacidez sin cirugía. Los hilos tensores están indicados a partir de los 30 años, ante los primeros signos de flacidez o bien como tratamiento preventivo de la laxitud cutánea. Pueden aplicarse en la cara, cuello y cuerpo. El objetivo es reafirmar la piel y mejorar la flacidez sin cirugía.

INDICACIONES DE LOS HILOS MÁGICOS EN EL ROSTRO
Los hilos tensores en la cara están indicados para mejorar los siguientes aspectos:
Elevar cejas y mejillas
Mejorar las líneas de marioneta y el código de barras
Mejorar el surco nasogeniano
Reafirmar el cuello
INDICACIONES DE LOS HILOS TENSORES EN EL CUERPO
En el cuerpo, los hilos tensores están indicados para mejorar la flacidez en las siguientes zonas, Cara interna, brazos, Glúteos, y Abdomen.

Ir arriba